RSS

PREMIO NOBEL DE LITERATURA 2010.VARGAS LLOSA.

07 Oct

La Academia sueca salda su deuda con el autor

Vargas Llosa, Premio Nobel de Literatura 2010: la Fiesta de las Letras

07-10-2010 – Sergio Ariza Lázaro

El Premio Nobel 2010 salda una deuda histórica con uno de los más grandes escritores en lengua castellana de los Siglos XX y XXI. Vargas Llosa siempre había sido uno de los eternos aspirantes, pero esa política caprichosa de los premios, en la que muchas veces prima más la cuestión geográfica o idiomática que la calidad de la obra, había impedido hasta ahora que el hispano-peruano recibiera un galardón que merece desde hace varios años.

Además, últimamente, la Academia sueca estaba más interesada en ‘descubrir’ autores más reconocidos que en entregar el galardón a los escritores más consagrados, así que ha sido toda una sorpresa, ni siquiera estaba bien situado en las encuestas anteriores, el Nobel para el autor de “Conversación en La Catedral”. Bueno de ésa y de “La ciudad y los perros”, “La casa verde”, “Los cachorros”, “Pantaleón y las visitadoras”, “Lituma en los Andes” o “La fiesta del chivo”, entre otras. La obra del escritor peruano está repleta de obras maestras y su calidad como escritor nunca se pone en duda, salvo que se mezcle con política.

Y es que hablar de Mario Vargas Llosa en España lleva en seguida a la política y con ello a la polémica. Además, también somos el país de izquierdas o derechas, Madrid o Barça, Pedrosa o Lorenzo, etc. Pues en el caso de Vargas Llosa su némesis es su compañero de generación en el ‘boom latinoamericano’ , y también ganador del Nobel, Gabriel García Márquez. Dos escritores gigantescos que son marcados por expresar sus opiniones políticas, opiniones que ninguno de ellos ha tratado nunca de ocultar.

Así que por una vez dejemos la política a un lado y centrémonos en la calidad literaria de la obra de Vargas Llosa. Al anunciar el premio Peter Englund, secretario de la Academia sueca, ha dicho que se le otorgaba “por su cartografía de las estructuras del poder y sus mordaces imágenes sobre la resistencia, la revuelta y la derrota individual”. Esto se puede ver, efectivamente, en varias de sus obras comenzando con “La ciudad y los perros”, la novela que le llevó a la fama literaria a principios de los años sesenta en la que entremezclaba sus recuerdos en la Academia militar Leoncio Prado. En esta novela la lucha del individuo contra una sociedad represora y machista acababa en derrota. Sobre un tema parecido trataba ese maravillos relato que era “Los cachorros” donde la castración física del personaje le llevaba a la castración mental. Pero es en su radiografía de las dictaduras latinoamericanas, llevada a cabo con “Conversación en La Catedral” y “La fiesta del chivo” donde se puede apreciar con mayor claridad el genio literario de Vargas Llosa.

Llevadas a cabo con unos 30 años de diferencia, en 1969, “La catedral”, y en 2000, “El chivo”, las complejas estructuras del escritor, en las que se van mezclando situaciones, personajes y épocas logran hacer una radiografía de esas sociedades además de involucrarnos totalmente con sus personajes.

Para noviembre está previsto el lanzamiento de su nueva novela “El sueño del celta”, un libro al que, gracias a este premio, se acercará más gente de la habitual. Esperemos que no se paren ahí y se sumerjan en la vastísima obra del Premio Nobel 2010. Sólo por eso ya habrá merecido la pena este reconocimiento.

La fusta del divo

Lo vi con estos ojos. Un muchacho, de unos 16 años o 17 años, se acercó hasta la conferencia que impartía Mario Vargas Llosa en Madrid. Se aproximó tímidamente con una aparatosa grabadora, tan humilde y desencajada como su apariencia.

Se acercó hasta el escritor, decía, y le preguntó con educación, -esquivando otros micrófonos y a otros periodistas-, si podía formularle una pregunta. El escritor buscó en la grabadora alguna marca identificativa. No había logotipos importantes, ni reconocibles en aquel aparato y el joven apuntó tímidamente que se trataba de una emisora de barrio, local. El escritor, altivo, le miró y contestó con desdén, “después“.

Creo recordar que se produjo una pausa en aquel acto, o quizá pasasen simplemente unos minutos, pero observé que los periodistas de la sala aprovechaban para pulular alrededor del hombre. El niño reportero, que parecía todavía más chico de la edad que declaraba, volvió a acercarse a él como los demás, recibiendo de nuevo una mirada y una excusa gélida.

El acto terminó y cuando Vargas Llosa se dirigía hacia su coche, el muchacho volvió, suplicante,  -señor Vargas Llosa, me dijo que quizá, luego, contestaría una pregunta. El escritor le miró y con cara de incomodidad acorralada asintió, concediendo. Fue una pregunta menor sobre algún acontecimiento de actualidad que salpicaba en aquellos días a nuestro país. -Usted que vive en el exterior, desde esa tribuna, como observa lo que etc, etc…

Vargas Llosa, el Nobel, el hombre al que tantos elogian hoy, levantó la barbilla y con gesto de superioridad masculló algo así como “¿y para preguntar esto me está usted persiguiendo?”. Se giró, dando media vuelta, subió al coche y se largó con sus anchos cojones. El chico se quedó allí, de pie, con la cochambrosa grabadora en la mano, mientras Vargas Llosa abandonaba la escena.

Probablemente la pregunta no fue lúcida. Vamos, conociendo hoy como conozco al individuo de la grabadora, estoy en disposición de asegurar que no debió serlo, pero, honestamente, siempre he pensado que la talla intelectual y humana habita, más bien, en el territorio de las respuestas. Como quedó constatado aquel día.

Recuerdo con cierta precisión todo aquello, a pesar de que han pasado alrededor de veinte años, porque ese periodista tan chico y con cara de niño, que parecía todavía más joven de la edad que declaraba, se llamaba Fernando Berlín, hoy con 36.

Los seres humanos tenemos la dudosa cualidad de retratar a los demás en virtud de nuestros propios prejuicios. Por eso, a mí, no me produjo una emoción especial el anuncio del nuevo Premio Nobel de Literatura. No me gusta su vertiente política, ni me gusta su actitud vital.

Es posible, como me dijo ayer una buena periodista, Pilar del Río, tratando de defenderle cariñosamente, que en el fondo se me estuviera entregando un regalo. Gracias a aquella anécdota hoy recuerdo tal encuentro y de lo contrario, si hubiera contestado desde esa tribuna, como observa lo que etc, etc… mi experiencia con Mario Vargas Llosa habría sido enterrada entre los tantos y tantos que pasarón por aquella grabadora después, hasta que se dio por vencida.

Bien. Pues a pesar de todo aquello, reconozco que nadie como Vargas Llosa ha retratado mejor el camino de depravación moral al que puede conducir el exceso de poder en el ser humano. “La fiesta del Chivo” es una obra donde, con precisión quirúrgica, han quedado atrapadas muchas conductas políticas contemporáneas. Es un Nobel altamente justificado, por tanto, en términos literarios.

Que lejos queda sin embargo, aquel otro premio Nobel, llamado Saramago, cuyo timbre pulsé una noche irrumpiendo en su cena, para suplicar una entrevista. Aquel hombre, solemne, me invitó a pasar y me dijo: -estoy cenando unos huevos fritos, ¿quieres?

Pd1. Como han dicho Andrés y Chande en facebook: Por eso “uno esta en nuestro corazón, y el otro le tenemos en nuestra biblioteca.”

OBRA

Ficción:
El desafío, relato (1957)
Los Jefes (1959)
La ciudad y los perros (1962)
La casa verde (1966), Premio Rómulo Gallegos
Los cachorros (1967)
Conversación en La Catedral (1969)
Pantaleón y las visitadoras (1973)
La tía Julia y el escribidor (1977)
La guerra del fin del mundo (1981)
Historia de Mayta (1984)
¿Quién mató a Palomino Molero? (1986)
El hablador (1987)
Elogio de la madrastra (1988)
Lituma en los Andes (1993), Premio Planeta
Los cuadernos de don Rigoberto (1997)
La Fiesta del Chivo (2000)
El Paraíso en la otra esquina (2003)
Travesuras de la niña mala (2006)
El sueño del celta (2010)

Ensayo:
Carta de batalla por Tirant lo Blanc, prólogo a la novela de Joanot Martorell (1969)
García Márquez: historia de un deicidio (1971)
Historia secreta de una novela (1971)
La orgía perpetua: Flaubert y “Madame Bovary” (1975)
Entre Sartre y Camus, ensayos (1981)
Contra viento y marea. Volumen I (1962-1982) (1983)
La suntuosa abundancia, ensayo sobre Fernando Botero (1984)
Contra viento y marea. Volumen II (1972-1983) (1986)
Contra viento y marea. Volumen III (1964-1988) (1990)
La verdad de las mentiras: ensayos sobre la novela moderna (1990)
Carta de batalla por Tirant lo Blanc (1991)
Un hombre triste y feroz, ensayo sobre George Grosz (1992)
Desafíos a la libertad (1994)
La utopía arcaica. José María Arguedas y las ficciones del indigenismo (1996)
Cartas a un joven novelista (1997)
El lenguaje de la pasión (2001)
La tentación de lo imposible, ensayo sobre Los Miserables de Victor Hugo (2004)
El viaje a la ficción, ensayo sobre Juan Carlos Onetti (2008)

Teatro:
La huida del inca (1952)
La señorita de Tacna (1981)
Kathie y el hipopótamo (1983)
La Chunga (1986)
El loco de los balcones (1993)
Ojos bonitos, cuadros feos (1996)
Odiseo y Penélope (2007)
Al pie del Támesis (2008)
Las mil y una noches (2010)
[editar] Autobiografía
El pez en el agua (1993)
[editar] Películas
Pantaleón y las visitadoras (1975)

Otras obras y publicaciones:
A Writer’s Reality, (“Una realidad de un escritor”) colección de conferencias dictadas en la Universidad de Siracusa (1991)
Making Waves, (“Haciendo olas”) selección de ensayos de Contra viento y marea, publicado sólo en inglés (1996)
Nationalismus als neue Bedrohung, selección de ensayos políticos, publicado sólo en alemán (2000)
El lenguaje de la pasión, selección de artículos de la serie Piedra de toque (2001)
Diario de Irak, selección de artículos sobre la guerra en Irak (2003)
Un demi-siècle avec Borges, entrevista y ensayos sobre Borges, publicado sólo en francés (2004)
Mario Vargas Llosa. Obras Completas, Vol. III Novelas y Teatro (1981-1986), (2005)
Dictionnaire amoureux de l’Amérique latine, ensayos publicados inicialmente sólo en francés, (2005)
Diccionario del amante de América Latina, versión en español, (2006)
Israel/Palestina. Paz o guerra santa, recopilación de artículos, (2006)
Diálogo de damas, poemas relacionados con las esculturas de Manolo Valdés, Aeropuerto Barajas de Madrid (2007)
 Ma parente d’Arequipa, octobre 2009, textos cortos, en francés
Comment j’ai vaincu ma peur de l’avion, octobre 2009, textos cortos, en francés
Sables y utopías, recopilación de sus artículos y cartas sobre América Latina (2009)

Vea también:

La fusta del Nobel Vargas Llosa

9 de Octubre de 2010

Actualización: A sugerencia de Pancho Varona retitulo, (evocando a “La fiesta del chivo”):

 

Anuncios
 
 

Etiquetas: , , , , , ,

Una respuesta a “PREMIO NOBEL DE LITERATURA 2010.VARGAS LLOSA.

  1. victor linares

    octubre 8, 2010 at 1:15 am

    se ha hecho justicia,es decir,la justicia llegó tarde para vargas llosa,pero llegó.Este escritor tiene una obra literaria para dos premios nóbel,uno para literatura y otro premio nóbel por combatir a los aprendices de dictador……la academia sueca ?xq no tiene premio nóbel para la política? está respuesta es muy sencilla…la política lo q genera es porqueria..

    Me gusta

     

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

 
A %d blogueros les gusta esto: